Parir en tiempos de Coronavirus

¿Es posible parir tranquila en tiempos de coronavirus?

Surrealista. Esa es la palabra que tienes en la cabeza, la que no dejas de repetirte una y otra vez. Te quedan días, semanas o quizás meses para dar a luz a tu bebé y lo que tenía que ser una aventura preciosa, una historia maravillosa, se ha convertido en una pequeña pesadilla.

Probablemente te habrán cancelado citas médicas alegando que hay temas más urgentes que atender. Con toda seguridad, habrán prohibido que tu pareja, el padre de tu hijo, te acompañe durante las pruebas, incluidas las ecografías, esas en las que ya no puedes cogerle la mano mientras escucháis juntos el latido de vuestro peque.

La vida se te ha complicado. La magia del embarazo, lo que se suponía que tenía que ser y no está siendo, ha dado paso a un proceso lleno de incertidumbres en el que ya ni siquiera sabes si podrás estar acompañada durante el parto ni la posterior estancia en el hospital. Y todo ello, aderezado con el miedo a poder contagiarte con el bicho y que la cosa, aunque parezca imposible, se vuelva aún más oscura.

Disciplina Positiva Laia Riben Lara Parir en tiempos de Coronavirus

Déjame decirte algo: no estás sola. Llevamos meses de pandemia y somos muchas las que nos hemos tenido que enfrentar, en mayor o menor grado, a las restricciones del COVID. Y te contaré un secreto: es increíble la capacidad que tiene el ser humano para adaptarse a todas las circunstancias, incluso a las más absurdas.

En colaboración con otras coronamamis, como me gusta llamarnos, he recopilado una serie de consejos para todas las futuras mamás, en especial para las que encaráis la recta final de vuestro embarazo.

¡Espero que os sean de utilidad!

 

7 Tips para parir en tiempos de coronavirus

  1. Mantén la calma.
    Estate tranquila. Lo harás genial. Tú y tú bebé, no os hace falta nadie más. Sois un equipo, los dos peleando mano a mano para traer algo de luz a este mundo, que buena necesidad tiene. No te pases los últimos días del embarazo sufriendo por si podrás o no estar acompañada. Aprovecha para descansar, para dejarte mimar. El momento llegará. El parto llegará. Y lo harás genial.
  2. Infórmate, pero con moderación.
    No sirve de nada pasarte los días pegada al televisor o actualizando sin parar el portal digital de noticias. ¿Para qué? Está bien estar al día, pero vivimos en un contexto tan cambiante que no merece la pena vivir en el segundo a segundo de la actualidad. Nos puede generar más estrés y mayor sensación de caos.
  1. Muévete
    Mientras las restricciones sanitarias lo permitan, aprovecha para salir a pasear y mantenerte activa. Es muy importante llegar al parto en la mejor forma posible. Y si vuelven los tiempos peores y toca volver a quedarse confinada, han aparecido en los últimos meses múltiples opciones de clases online para embarazadas. Busca la que más vaya contigo ¡y dale caña!
  1. Habla con otras mamis
    Encuentra tu refugio. Seguro que tienes a alguien más o menos cercano que está pasando o ha pasado por lo mismo que tú hace poco. Habla con ella. Pídele consejo o cuéntale cómo te sientes. Te ayudará a sentirte comprendida, arropada. Existen muchas formas de estar acompañada, aunque vivamos en una época en la que es muy recomendable limitar el contacto estrecho. ¡Encuentra la tuya!
  1. Sé flexible. Mentalízate para lo que pueda pasar
    Ojalá puedas estar acompañada por tu pareja o la persona que tú elijas durante toda tu estancia en el hospital. Ojalá. Pero, por desgracia, existe alguna posibilidad de que eso no pase y es importante estar mentalizada para ello. Los protocolos médicos se están actualizando cada semana, casi cada día si me apuras. Lo que hoy está permitido, quizás mañana no. Por eso, es esencial mantener la mente abierta y estar preparada para adaptarte a cualquier circunstancia.
  2. Confía en el equipo médico
    No tengas miedo. No estarás sola, ni siquiera en los casos en los que no permitan acompañante. El equipo médico estará a tu lado, siempre. Busca en ellos a tus aliados para vivir un parto tranquilo, aunque no sea lo que siempre soñaste. Sé de buena mano que las matronas se han volcado con esta situación: sabrán ponerse en tu piel y darte ese extra de cariño que necesitas.
  1. Relájate y disfruta: vas a conocer al amor de tu vida
    Vas a conocer a tu bebé, vas a verle su carita por primera vez. Créeme, dan igual el resto de circunstancias. El día del parto no habrá otra cosa en qué pensar, no habrá tiempo de preocuparse de nada más. Deja que tu cuerpo siga el curso de la naturaleza y prepárate para conocer a la persona más importante de tu vida, esa que llegará para revolucionarlo todo.

Lara Á. Charro

Disciplina Positiva Laia Riben Lara Álvarez

¡Hola! Mi nombre es Lara y fui mamá en marzo, tres días después de que se decretara el estado de alarma.
Confinada y obligada a vivir una doble cuarentena, creé mi blog nacerentiemposdelcoronavirus.com como vía de escape.
En él, he recopilado relatos de otras mujeres que han tenido que pasar por lo mismo que yo: un parto en unas circunstancias excepcionales.

Si acabas de dar a luz y te animas a compartir tu relato, escríbeme a [email protected] y yo me ocupo de lo demás.

Y si quieres formar parte de la comunidad, te invito a que me sigas en alguna de las redes sociales. ¡Tienes para elegir!

¡Muchas gracias por leerme!

Deja una respuesta